El cambio empieza por nosotros

cambio-social1Este año que transcurre es un año de mucho movimiento político-electoral. Los partidos mueven todas sus fichas para ganar posiciones de cara a las elecciones del próximo año. Desde el intento fallido de convocar a un plebiscito impulsado por algunos legisladores de la oposición (sin éxito) y la reaparición del “líder moral” de la mal llamada izquierda uruguaya, Tabare Vázquez, el mercado político y los medios de comunicación han jugado un rol preponderante en este torbellino.  El país está en medio de una profunda crisis institucional. Los sindicatos que reclaman por sus derechos, así como también los ciudadanos que cada vez están más descontentos con las políticas llevadas a cabo por el actual gobierno dan como resultado la necesidad de un cambio verdadero. Desde mi punto de vista, la palabra CAMBIO se ha manoseado bastante. Quien había empezado a utilizarla con gran énfasis era el Frente Amplio cuando proclamaba en las elecciones del 94´ “el cambio a la uruguaya”. Sin embargo, el cambio todavía no se produjo. El Frente Amplio reprodujo el esquema de Estado Benefactor que rige desde comienzos del siglo XX y que está instalado aún en el imaginario colectivo . Lo reprodujo a través de los subsidios, de las pensiones y de las enormes contribuciones impositivas que realizamos todos los uruguayos.

Para que el país cambie se necesita hacer énfasis en dos elementos fundamentales: que los ciudadanos se den cuenta que el cambio es de abajo para arriba (desde la sociedad civil) y no desde el Estado. Si nos concentramos en aprender, en cuestionar, en dudar, en reflexionar, cada día seremos mejores personas y al mismo tiempo evitaríamos graves conflictos. El plebiscito impulsado por el Profesor Claudio Pastrana, además de ser un ejercicio de ciudadanía, es un hecho creativo y que tiene que ver inexorablemente con los cambios que deben ser impulsados desde los que estamos abajo y que somos sujetos de derecho. El otro elemento tiene que ver con el acceso a la información y el cuestionamiento a los medios masivos de comunicación. Los medios son reclutados por los partidos políticos quienes buscan incidir permanentemente en las decisiones de los ciudadanos en su favor. Tal es así que ahora se quiere debatir sobre la legalización de la marihuana, antes era sobre la despenalización del aborto, sin informarle de manera adecuada y precisa a la ciudadanía sobre los proyectos a discusión. Por otra parte, resurgen los viejos “caciques partidistas” como Jorge Batlle quien todavía se presenta de manera displicente en los medios hablando “de todo un poco” o el propio Presidente Mujica, quien se vende (o lo venden) como el Presidente más pobre del mundo.

Los partidos buscan influír de muchas maneras. Lo hacen a través de encuestas, lo hacen por medio de proyectos donde algunos legisladores se “enarbolan” como defensores e impulsores de los mismos, lo hacen a través de entrevistas o programas en el extranjero, como lo hicieron con el programa brasilero Globo Reporter, de Tv Globo.

Yo me pregunto ¿Hasta cuándo está política de la ignorancia? ¿Cuándo seremos capaces los uruguayos de ser activos en el ejercicio de nuestros derechos?

La alternativa ya no es el Frente ni un “cuarto partido”. La alternativa somos nosotros. Como plantea el Prof. Pastrana ¿será qué el siglo XXI verá un resurgimiento de la democracia directa? Yo deseo que sí.

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s